Mostrando 1 - 20 de 20 artículos

¿Qué es un humidificador?

El humidificador o purificador de aire es una herramienta te ayudará a mejorar los niveles de humedad de cualquier estancia o habitación de tu hogar.

Estos dispositivos son de gran utilidad para capturar la suciedad suspendida en el aire gracias a su ventilador que absorbe el aire de la habitación, para posteriormente atrapar todas las partículas del ambiente gracias a su sistema de filtrado, obteniendo así que el aire vuelva a la habitación completamente limpio de impurezas.

Son de gran ayuda para reducir molestias físicas generadas por una sequedad excesiva en el ambiente, consecuencia de una larga exposición a la calefacción o los aires acondicionados, consiguiendo mantener los niveles de humedad en las mejores condiciones.

¿Cómo funciona humidificador?

Como te comentamos anteriormente, su función es el mantenimiento de la humedad en los lugares más secos. Este proceso se lleva a cabo con la ayuda de un depósito que calienta el agua transformándola en vapor, que posteriormente, y gracias a su ventilador, se distribuye de manera uniforme por el aire de la habitación.

¿Para qué sirve un humidificador?

Su función principal es la de purificar el aire del hogar, ya que, la humedad que generan te hará disfrutar de diversas ventajas. ¿Te gustaría conocerlas? A continuación, te lo explicamos brevemente varias ventajas de las que te podrás beneficiar al realizar la compra de tu nuevo purificador:

  • Aumenta el confort:
  • Contribuyendo a mejorar el confort de la habitación consiguiendo así a reducir problemas respiratorios como la congestión nasal o los síntomas relacionadas con la alergia, reduciendo los niveles del polvo, ácaros o el polen, tan molestos en el día a día.

  • Mejora el ambiente
  • Ideal para niños y mayores, mucho más sensibles a la sequedad del ambiente, manteniendo la humedad entre los niveles recomendados del 30 al 50%.

  • Mayor hidratación de la piel:
  • También te será muy útil para hidratar la piel de zonas como los ojos o los labios, con tendencia a secarse con mayor facilidad, reduciendo así la aparición de rajas o grietas generados por la sequedad excesiva de la zona.

¿Qué debo tener en cuenta antes de realizar mi compra?

  • Tamaño de la estancia:
  • Es de vital importancia conocer las dimensiones de la habitación en la que vas a situar tu nuevo aparato con el objetivo de elegir la mejor opción. Actualmente, podrás encontrar infinidad de modelos que muestran su capacidad de limpieza en metros cuadrados o cúbicos, por lo que podrás elegir el modelo que mejor se ajuste a tus necesidades con total facilidad.

  • Potencia:
  • Que hace referencia a su capacidad de limpiar el aire. Cuanto mayor sea la superficie que queramos higienizar, mayor será la potencia que necesitarás, aportándote una mayor rapidez para depurar el aire de tu habitación, pero también, un mayor consumo energético.

  • Ruido:
  • Al ser un utensilio que utilizaremos de manera continua, deberás echar un vistazo a sus niveles de ruido, ya que, si dispones de poco tiempo, y prefieres ponerlo en funcionamiento mientras descansas, te recomendamos elegir aquellos más silenciosos que oscilan entre los 30 y los 50 decibelios.

Actualmente podrás encontrar diversos tipos que te ofrecerán las mejores prestaciones para tu hogar, a continuación, te explicamos brevemente los más comunes y algunas de sus características.

Tipos de purificadores de aire

  • Evaporadores:
  • Una de las opciones más económicas, estos dispositivos cuentan con un ventilador por el que pasa el aire a través de un filtro húmedo encargado de filtrar y generar el vapor de agua que se emite por toda la habitación, mejorando la humedad del ambiente.

  • Ultrasónico:
  • Gracias a sus vibraciones ultrasónicas genera una pequeña niebla de vapor de agua ayudando a normalizar la frecuencia respiratoria. Suele ser silencioso y utilizan agua a temperatura ambiente.

  • Ionizador:
  • Tiene el mismo funcionamiento que el anterior, pero utilizando iones negativos para purificar el aire.

¿Qué es un deshumidificador?

Un deshumidificador es un utensilio que te será de gran utilidad para eliminar el exceso de humedad de cualquier estancia de tu hogar, gracias a su tanque que absorbe el aire y condensa el agua que contiene y almacenándola en su depósito, que posteriormente deberás vaciar.

Como ya sabes, los niveles óptimos de humedad giran en torno al 30-50%, por ello, si la humedad de tu casa supera el rango del 50-55%, resultará muy recomendable que hagas uso de estos modelos.

¿Cómo funciona un deshumidificador?

El control de la humedad del hogar es esencial para que tengas una atmosfera más sana y saludable. Gracias al ventilador ubicado en su interior, podrás erradicar la humedad del aire de tu habitación y devolverlo limpio, seco y sin humedad gracias a su ventilador interior, que absorbe la humedad.

¿Para qué sirve un deshumidificador?

En esta ocasión, su función principal es justamente contraria a la de los humidificadores, estos actúan eliminando el exceso de humedad del ambiente evitando diversos problemas relacionados con la humedad como, por ejemplo:

  • Mejora la calidad del ambiente
  • Sobre todo, en determinadas zonas geográficas donde el clima es el principal causante de unos elevados niveles de humedad, mejorando el aire consiguiendo un ambiente mucho más agradable.

  • Ayuda a mejorar la salud
  • Contar con un nivel adecuado de humedad te ayudará a reducir diversos síntomas relacionados con problemas respiratorios, de la piel o incluso de los huesos. Muy beneficioso para personas que padecen de artrosis.

  • Reduce los daños en el hogar
  • Un ambiente muy húmedo en tu vivienda hará que el deterioro del mobiliario se acelere, por ello, contar con un ejemplar de estas características te contribuirá a solucionar problemas relacionados con la humedad, como por ejemplo la corrosión de los metales o aparición de moho o humedades en las paredes.

¿Qué debo tener en cuenta antes de realizar mi compra?

  • Capacidad:
  • Hace referencia a la capacidad de extracción, es decir, la cantidad de agua capaz de extraer del ambiente. Por ello, es muy importante que conozcas con exactitud las dimensiones del lugar donde lo vayas a ubicar.

  • Filtros:
  • Los deshumidificadores disponen de un filtro que evita que la suciedad y el polvo pasen a su interior. Existen dos opciones, los modelos que cuentan con filtros desechables, que requieren de una mayor recurrencia de compra. Y los que cuentan con un filtro reutilizable, que podrás lavar y utilizar en varias ocasiones.

  • Depósito:
  • A mayor tamaño, mayor capacidad, por lo que, si estas buscando un utensilio para una habitación de mayores dimensiones, o simplemente buscas una mayor autonomía del dispositivo, podrás optar por modelos que van desde los 2, 3, 5 o 7L, como siempre te decimos, todo dependerá de tus gustos y necesidades.

Si todavía no sabes qué ejemplares podrás encontrar, a continuación, te comentamos algunas opciones que te ofrecerán las mejores prestaciones:

Tipos de deshumidificador

  • Deshumidificador refrigerante:
  • Este tipo es el más común en todos los hogares, garantizan una gran eficacia cuanto más alta sea la temperatura y la humedad. Su funcionamiento consiste en absorber el aire y durante ese proceso, se genera la condensación del agua que, posteriormente se deposita en su recipiente.

  • Deshumidificador desecante:
  • Este modelo absorbe la humedad gracias a un rotor ubicado en su interior, este utiliza un material poroso, llamado sílice, este absorbe toda la humedad en sus poros y, una vez lleno, deberá de sustituirse. Es más eficaz en temperaturas y niveles de humedad bajos.

Los mejores fabricantes de humidificadores y deshumidificadores

En Electrocosto encontrarás los mejores ejemplares del mercado de grandes marcas del mercado como Daitsu, Orbegozo y Delonghi.

Entrega estándar/especial

Pago seguro

2 Años de Garantía

14 Días de Devolución