Tostadores

Encuentra el mejor precio para comprar la tostadora más económica y disfruta a diario del mejor desayuno de una manera fácil y cómoda. Entra en Electrocosto y elige tu nuevo tostador de las mejores marcas como Bosch, Braun, Orbegozo o Moulinex.

¿Qué tostadora comprar?

El tostador es un pequeño electrodoméstico capaz de calentar, tostar e incluso descongelar diversos tipos de pan y bollería. Sin duda, este pequeño utensilio nos ayudará a dar el mejor toque a nuestros alimentos favoritos, aportándole ese último toque crujiente que convierten al desayuno en uno de los momentos más irresistibles del día.

Cuentan con una gran utilidad y suele ser uno de los electrodomésticos más baratos del hogar, por lo que, disfrutar del mejor tostado a diario, será muy sencillo y, sobre todo, económico.

Además, si te gusta sacar tu lado más creativo, podrás llevar a cabo tus desayunos más especiales, calentando ricos croissants o bagels con los que deleitar a toda la familia.

Como habrás observado, comprar un tostador de pan tiene infinidad de ventajas, pero, si aun no lo tienes muy claro, a continuación, te comentamos algunas que te terminarán de convencer:

- Ocupan poco espacio:

Gracias a sus reducidas dimensiones, podrás disfrutar de un electrodoméstico que podrás colocar, transportar y almacenar en cualquier rincón de tu cocina.

- Ayuda a la descongelación:

Distribuyendo el calor de manera uniforme. Descongelar tu pan con este método puede ser una buena opción, sobre todo, en esas ocasiones en las que no dispones de mucho tiempo y necesitas una opción rápida y eficaz.

- Mayor limpieza:

Uno de los pequeños electrodomésticos más sencillos de limpiar, bastará con retirar la bandeja situada en su interior, en el caso de los modelos horizontales, o con utilizar un cepillo de dientes, en los modelos verticales, no te preocupes, posteriormente te explicaremos todo con más detalle.

Tipos de tostadoras

La elección de tu nueva tostadora dependerá, en gran medida, de tus gustos y tus necesidades, pero para facilitarte al máximo tu elección, a continuación, te comentaremos algunas características de los modelos más conocidos del mercado:

• Horizontales:

Una de las principales ventajas reside en su capacidad. Con estos modelos, no tendrás problemas con el tipo o el tamaño de pan que quieras tostar. Solo tendrás que colocarlo sobre la superficie y seleccionar el tiempo de tostado

Una pequeña desventaja es el tiempo de espera, ya que cuentan con menor potencia, aunque, por otro lado, con estos modelos podrás disfrutar de un menor consumo energético.

• Verticales:

Cuenta con mayores limitaciones en cuanto a capacidad, por ello, suelen utilizarse para tostar panes de menor grosor, como el pan de molde. Son más potentes que los horizontales, por lo que, tu pan quedará perfectamente tostado en menos tiempo, aunque el consumo será algo mayor.

Tostador vertical o horizontal

¿Cómo limpiar una tostadora?

Como te comentamos anteriormente, la limpieza de este tipo de electrodomésticos es muy sencilla.

Horizontales

1. Desenchufar el tostador:

De vital importancia para manipular estos dispositivos con total seguridad, por ello, asegúrate de desconectarla de la luz antes de manipularla.

2. Sacar la bandeja:

Una vez hayas asegurado el paso anterior, extrae la bandeja situada en el interior y sacúdela para retirar los restos que quedan en la superficie. También puedes utilizar una esponja con agua y jabón, con la que conseguirás la limpieza sea mucho más completa.

3. Vuelve a colocar la bandeja:

Antes de volver a colocarla debe estar completamente seca, si aún conserva restos de humedad, pasa un trapo seco sobre ella y vuelve a colocarla en su interior.

Verticales

1. Voltear el tostador

Utilizando un trapo de cocina o papel, como el de periódico, podrás voltear tu tostadora consiguiendo que todos los restos almacenados en su interior caigan sobre el papel, evitando que toda la suciedad caiga sobre la encimera de la cocina, permitiéndote una limpieza mucho más cómoda.

2. Limpiar el interior

Recuerda, debe estar desconectado de la corriente. Estos dispositivos son algo más complejos de limpiar, por ello, ayúdate de una varilla o un cepillo de dientes para desprender los restos adheridos en el interior.

3. Limpiar el exterior

Mucho más sencillo, bastará con utilizar un trapo húmedo o una esponja con una mezcla de agua y jabón con la que retirar la suciedad y el polvo acumulado.